TALLER DE CALIGRAFÍA – SÁBADO 28 DE FEBRERO

Prepara tus pinceles.

Prepara tus pinceles.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Saludos! Este sábado 28 de febrero iniciamos actividades en la Escuela Budas de Agua en Santa Mónica, Caracas. Nuevamente tanto los debutantes como los practicantes regulares tendrán la oportunidad de tomar sus pinceles para trazar desde el corazón los antiquísimos y misteriosos caracteres chinos.  Practicar este arte es un buen momento para que la mente se libere y la creatividad surja. El trazado de caracteres es una terapia saludable para liberar el estrés . Concentrarse, respirar adecuadamente y dejarse ir con el fluir de la tinta permite al cerebro relajarse. Al trazar los caracteres y poder apreciar como vamos mejorando paulatinamente, nos regocijamos internamente. La belleza que creamos al caligrafiar serena la mente y nutre las emociones positivas.

 

Les esperamos. Mayor información:

Marcel Perciante 0412 – 7142782

Daniel Marquez 0414 – 1224807

ALINEAR LA MENTE PARA CREAR BELLEZA

Mente derecha.

Mente derecha.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La caligrafía china es un ejercicio de transformación mental: las buenas costumbres olvidadas, la agudeza visual limitada y el equilibrio visual perdido se vuelven a activar positivamente a través del trazado de los caracteres (sinogramas) logrando un cambio profundo en la psiquis. Basta con apreciar el trabajo de caligrafía en la foto superior para darnos cuenta de lo perfectamente trazadas que están las columnas (de arriba hacia abajo) y de la perfecta distribución del espacio entre los mismos caracteres. Este equilibrio y armonía se logra educando a la mente a través de la práctica de los caracteres. Para el debutante es casi imposible darse cuenta de este equilibrio pues su mente no está educada para apreciar la armonía y el equilibrio. Para un joyero adiestrado, mirar una piedra tallada y detectar su belleza es muy fácil. Su vista esta entrenada para ver lo perfecto de los cortes y su equilibrio armónico que determina la belleza de la piedra. Para el ojo sin adiestramiento, todas son iguales. Cuando el debutante siente miedo al trazar los caracteres, el miedo distorsiona el espacio y su visión de lo armónico se ve afectada. Solo con la ayuda de su sensei (instructor) podrá armarse de valor y confianza para “cambiar sus antiguas perspectivas del mundo y de su vida”.  En el Zen se dice: “Si el cuerpo está derecho, la mente está derecha”. En la caligrafía china decimos: “Si las columnas están derechas, la mente está en armonía”. Es esta armonía la que hace que el trabajo de caligrafía sea bello. En los talleres de caligrafía china aprendes a entrenarte para ver, apreciar y producir belleza.

 

 

Sensei Paul Quintero