ESE SELLO NO!

 

 

 

 

 

 

 

 

Hace unos años durante un taller de caligrafía china, presente al grupo de principiantes unos sellos de madera que suelo tallar para que puedan sellar sus mejores trabajos. Uno de los sellos en particular, estaba algo manchado con la tinta roja y lucia “usado”. Una joven lo tomo y luego de mirarlo detenidamente lo rechazo porque se veía “usado”. Yo le dije que sí, pues era que yo lo había usado para sellar unas caligrafías mías pues me pareció bellísimo. Esto, sin embargo, no cambió para nada su apreciación de “usado”. No lo compró.

Más adelante, en el mismo taller, tome una tablita vieja recogida en el mar y con ella hice una demostración de cómo lo inútil (la vieja tablita) puede hacerse algo bello y útil con solo trazar unos caracteres en su superficie. Al ver la transformación su rostro se iluminó. Entonces dije: “Hace unas horas yo mostré los sellos de madera y esta joven rechazo uno que le gustaba por viejo y usado. Ahora su mente se da cuenta de que realmente lo viejo y rechazado puede convertirse – como dicen los chinos – en oro.”

Alguien del taller que había vivido los dos momentos dijo: “Sensei, y eso que usted mismo le dijo que el sello era suyo, que usted lo había usado para sus propios trabajos”.

La joven avergonzada se iluminó! – Así son las cosas en La Vía. Por supuesto que ya era tarde para retractarse y comprar el sello. El instante ya había pasado. Pero al menos, despertó a una nueva realidad. Para eso sirven los talleres de Caligrafía China. Descubrirás algo nuevo de ti durante el taller. – ¡Seguro!

 

 

 

Anuncios

4 pensamientos en “ESE SELLO NO!

  1. Gracias por compartir esta enseñanza! Otra de las lecciones que podemos aprender es que no se puede etiquetar un objeto como “nuevo” sino como “transformado”. Nunca nada es completamente nuevo, todos los objetos son transformaciones de otros materiales. Pienso que también en Occidente deberíamos aprender del concepto japonés “Wabi-sabi” o la belleza de lo imperfecto, de lo no permanente, de lo incompleto 🙂

    • Tienes toda la razon! Se necesita, sin embargo, abrir los ojos para ver nuevas realidades. Hay quienes para aprender cierran los suyos! Se pierden de todo!
      gracias por comentar Rubi. Un gran aporte para este articulo! Gassho, Paul.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s